• A los que lloran desde afuera Por Erick Alvarez